12 agosto, 2017

La espada de Shannara, Terry Brooks


Cuando tan solo era un bebé, Shea fue abandonado en la puerta de Ohmsford y, desde entonces, ha siedo una más de la familia y ha levado una vida pacífica en Valle Sombrío. Todo cambia con la llegada de un misterioso visitante, el druida Allanon, que trae noticias estremecedoras: el tenebroso hchicero que ya asoló el mundo en una ocasión ha despertado.
La única arma capaz de derrotar al hechicero es la espada de Shannara, pero solo el verdadero heredero del elfo Shannara podrá empuñarla y salvar el mundo que conocen. ¿Será Shea el elegido?

¡Muchas gracias a Océano Argentina por el ejemplar!

La espada de Shannara es el primer libro de la trilogía Las crónicas de Shannara creada por Terry Brooks. Este mundo creado por Brooks no se queda solamente en estos tres libros sino que sigue con muchísimos libros más.

Al comienzo, la historia se centra en la vida de Shea y el cambio rotundo en ella cuando se entera que es mitad humano y mitad elfo, y heredero de Shannara. A medida que vamos adentrándonos en la historia, se presentan muchas complicaciones y resoluciones.

Siendo sincera, no se cómo comenzar esta opinión. Me encariñe tanto con la historia, sus personajes y un poquito con el autor, que no se como 'vomitar' todo lo que tengo dentro después de terminar esta pequeña introducción a este gran mundo.

Debo admitir que los primeros capítulos me costaron muchísimo, los sentía eternos, muy tediosos y sumado a que las letras son un poco chicas, me volvía loca. El arrancar e introducirme en la pluma del autor y más que nada en este género que no estoy muy acostumbrada a leer me costó... pero a medida que fueron pasando las páginas me enganchaba más y más y no quería soltar el libro para irme a dormir.

Las descripciones dadas por Brooks le dan ese toque especial a la lectura (que al comienzo cuesta pero después le agarras el gusto). Cuando se pone a divagar y a dar cada detalle del lugar, o del personaje, te genera más ansias de seguir leyendo hasta saber lo que pasa en ese capítulo. Me parece que la pluma del autor logra adentrar al lector y llevar de una manera fluida los conflictos que se van generando a medida que se suman y suman las palabras en esta historia.

La presentación de los personajes esta muy bien lograda, hasta cuando el autor hace intervenir algunos nuevos a lo largo del relato. Tengo que admitir que tuve una relación amor-odio con Shea pero después de las 300 páginas lo comencé a querer (de todas formas creo que fue algo personal). Uno de los personajes que más me llegó, su personalidad y disposición, fue Hendel, por el que me alegré y sufrí muchísimo. Se ganó un pedazo de mi corazón.

Es un libro introductorio al mundo de Brooks que recomiendo. Capaz más para aquellos que están acostumbrados a este género, la fantasía épica, pero que si aún así lo quieren leer, no se frustren. En mi caso particular, lo que leo de este género me encanta, pero al comienzo cuesta adentrarme ya que son muchos datos históricos que si o si hay que prestar atención para entender donde estamos centrados en el mundo creado.

4/5

Anael

2 comentarios:

  1. Hola Anael, he visto este librito por acá y por allá y no sabía de qué trataba, a mí me gusta mucho la fantasía, así que tarde o temprano le echaré un ojito que Oz no suele decepcionar y con eso me basta. ;)
    Un abrazo desde La letra como alimento.

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola! Este libro me lo leí el año pasado y me gustó mucho :) Tengo la segunda y tercera parte en la estantería y me gustaría ponerme en breves a leerlos...
    un beso.

    ResponderEliminar